miércoles, abril 25, 2007

Para los que tienen miedo a hablar en público

El siguiente formulario implementa el Autoinforme de Confianza como Orador (Personal Report of Confidence as a Speaker, PRCS) [Paul, 1966], y me lo aplicaron como parte de un curso, "Hablar en público", en el que participé hace unos meses. Me ha parecido interesante implementarlo para que os sirva de ayuda a aquellos a los que os dé algo de vergüenza hablar ante una audiencia. Sí, ya sabemos que no siempre tiene por qué ser una experiencia agradable, y menos aún cuando el tema de la charla no es especialmente atractivo, pero ya que nos encontraremos con situaciones de este estilo con cierta probabilidad, qué menos que saber cómo salir mínimamente airoso de las mismas. Y si las primeras veces no sale bien, ánimo y no dejéis que eso os afecte. La única forma de perder la vergüenza en público es enfrentarse a menudo a situaciones así.

En cuanto a las calificaciones finales, el test distribuye a los sujetos en cuartiles en función de su puntuación. Lo que yo he hecho ha sido añadirle algunos comentarios que he considerado acertados para cada caso.

Yo obtuve una puntuación de 13 puntos, lo que me situa casi a la mitad. Así que tampoco es tan malo, ¿eh?

A continuación se le presentan una serie de afirmaciones que Vd. debe señalar como verdaderas (V) o falsas (F) en relación con sus sentimientos y conductas durante la última vez que se dirigió a una audiencia. En caso de no haber hablado nunca en público, rellene este cuestionario pensando en lo que cree que sucedería en esa situación. Conteste rápidamente, con su primera impresión, y no deje en blanco ningún elemento.

VF
1. Anhelo una oportunidad de hablar en público
2. Mis manos tiemblan cuando trato de sostener objetos en la tarima
3. Constantemente tengo miedo de olvidar mi discurso
4. Las audiencias parecen amigables cuando te diriges a ellas
5. Mientras preparo mi discurso, estoy en un estado de ansiedad constante
6. Cuando termino mi discurso siento que ha resultado una experiencia agradable
7. Me desagrada ser excesivamente expresivo con mi cuerpo y voz
8. Mis ideas se vuelven confusas cuando tengo que hablar ante una audiencia
9. No tengo miedo de enfrentarme ante una audiencia
10. Aunque estoy nervioso justo antes de empezar, pronto olvido mis miedos y disfruto con la experiencia
11. Afronto la idea de pronunciar un discurso con confianza
12. Considero que soy completamente dueño de mí mismo mientras hablo en público
13. Prefiero tener notas en la tarima por si olvido mi discurso
14. Me gusta observar las reacciones de la audiencia ante mi discurso
15. Aunque hablo con fluidez con mis amigos, en la tarima no me salen las palabras
16. Me siento relajado y cómodo mientras hablo
17. Aunque no disfruto hablando en público, no me asusta especialmente
18. Siempre evito, si es posible, hablar en público
19. Las caras de mi audiencia aparecen desdibujadas cuando las miro
20. Me siento disgustado conmigo mismo después de intentar dirigirme a un grupo de personas
21. Me gusta preparar un discurso
22. Mi mente es clara cuando me enfrento a una audiencia
23. Hablo con bastante fluidez
24. Sudo y tiemblo justo antes de empezar a hablar
25. Mi postura es tensa y poco natural
26. Me siento temeroso y tenso mientras estoy hablando ante un grupo de personas
27. Encuentro la idea de hablar moderadamente agradable
28. Me resulta difícil encontrar en mi mente las palabras adecuadas para expresar mis pensamientos
29. Me aterroriza pensar en hablar ante un grupo de personas
30. Estoy en un estado de alerta mientras me enfrento a una audiencia

Puntuación:
  • Entre 0 y 7 puntos: Nivel de ansiedad bajo. Lo tuyo es explayarte en las disertaciones. Sabes cómo meterte al público en el bolsillo desde el primer instante y no te amilanas ante nada a la hora de exponer el tema de tu charla. Eres un comunicador nato.
  • Entre 8 y 15 puntos: Nivel de ansiedad medio. Te gusta hablar en público y te sientes bien al hacerlo. Obviamente, siempre pueden surgir imprevistos que te hagan perder el hilo, o pequeños tropiezos que te interrumpan en tu exposición, pero eres capaz de recuperar el ritmo rápidamente. Y sí, puede que te pongas nervioso al arrancar, pero enseguida te haces con los mandos de la situación.
  • Entre 16 y 23 puntos: Nivel de ansiedad alto. No te hace mucha gracia, pero si tienes que dar una charla en público, qué remedio, la das. Obviamente, te sientes incómodo y eso va a provocarte algunos tropiezos en la disertación. No dejes que el miedo escénico te invada y piensa cómo podrías mejorar tu actitud ante este tipo de situaciones. No te rindas.
  • Entre 24 y 30 puntos: Nivel de ansiedad muy alto. Definitivamente, no sólo no te gusta hablar en público, sino que además el mero hecho de pensar en ello te causa escalofríos y mareos. El miedo al ridículo te atenaza las entrañas y sus efectos pueden ser devastadores si te ataca en mitad de la charla. Quizá pienses que lo mejor sea evitar a toda costa participar en este tipo de situaciones, pero sería cuestión de planteárselo, enfrentarte a esos miedos, y consultar a un profesional si fuera necesario. Existen muchos trucos que podrás aprender con los que disminuir los riesgos de hacerlo mal durante una charla, que irás perfeccionando con la práctica y, a las malas, piensa que no es el fin del mundo si algo sale mal. Ánimo.

2 comentarios:

Junior dijo...

Hola al hablar en publico sentimos miedo y timidez, para esto como dice este articulo muy bueno felicidades hay herramientas y tecnicas para hablar en publico aqui les dejo esta direccion en donde nos dice que herramienta debemos usar en el momento adecuado les recomiendo me ha ayudado muchisimo
http://tinyurl.com/4rt323g

Cristian Murillo dijo...

Sencillamente a lo que llamamos miedo o ansiedad es solamente respeto ante el publico y ante la ponencia a ejecutar.. todo por que salga bien.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...