miércoles, marzo 04, 2009

Agora, Amenábar

Lo cierto es que no me parece nada descabellado hablar de Alejandro Amenábar como el Leonardo Da Vinci del cine español. Vale, quizá sea demasiado pronto, pero va bien encaminado. Él se lo guisa, él se lo come, y además le sale de perita en dulce. Y sólo le faltaría actuar (lo de los cameos en sus películas no cuenta) para equipararlo o casi a Clint Eastwood, otro grande que se lo monta como quiere y que también equivale a garantía de éxito.

Dejando a un lado un par de cortos, "Luna" e "Himenóptero", la carrera cinematográfica de Amenábar empezó como casi un proyecto fin de carrera, "Tesis". En su defecto, diré que no me impactó tanto porque la vi un día a las 4 de la tarde, después de comer, cuando lo suyo es hacerlo a oscuras, más bien.

Continuó con la más que interesante "Abre los Ojos", demostrando que en España se puede hacer cine de ciencia ficción sin que cante el cartón piedra y sin gastarse apenas nada en efectos especiales), y de nuevo sorprendiendo a propios y extraños.

Después, y gracias al apoyo de Tom Cruise, que hasta le cedería a su por entonces esposa Nicole Kidman, a cambio "sólo" de Penélope Cruz y de los derechos para adaptar "Abre los Ojos", Amenábar sería catapultado al panorama internacional con "Los Otros", demostrando que no era flor de un día, que podía salirse del género del thriller y que lo mejor estaba por llegar.

Aún no he tenido ocasión ni ganas de ver "Mar Adentro", no es el tipo de cine que me llama. Así que no opinaré sobre ella, más allá de constatar que, de nuevo, Amenábar se sale del encasillamiento y sigue puntuando alto.

Y ahora, volverá a colocarse en lo más alto con "Agora", su próxima película. Después de meses y meses de rumores y especulaciones, por fin, la semana pasada, comenzó a circular el trailer. Con toda la pintorra de ser una superproducción histórica de las que hacen eso, precisamente, historia. Y respaldada además por alguien de la talla de Amenábar, lo cual ya es de por sí una garantía más que sobrada.

Aquí tenéis el trailer.



¿Mola, eh? Seguro que no dejará a nadie indiferente. Y además sale Rachel Weisz.

Lo que también me ha llamado la atención es el póster de la película, que también salió a la luz la semana pasada.


Y no porque no me guste, sino porque me recordaba a otra cosa que había visto antes. A ver, a ver... San Google que estás en los Bits... ¡Aquí está!


Se trata de un muy peculiar anuncio publicitario que apareció hace un par de años. Y atención al detalle, porque el póster oculta una cierta trampa. Parece todo muy bonito, la fotografía muy bien y tal, pero hay que fijarse en el producto que anuncian... Un lubricante para uso tópico interno. Sutil. Muy sutil.

¿No resultan demasiado parecidos? Yo, a estas alturas de la vida, creo poco en las casualidades... Igual es subliminal o algo... Hummmm...

1 comentario:

F.D dijo...

un poco rebuscailla la comparacion nel?? aunque el poster original no resulta, no. Porque mujeres de espaldas asi mirando al horizonte hay una harta! ji ji ji
besitos
mancantao!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...